La buhardilla de Chamartín




1.4.06

Madrid la nuit...

night

Cuando cae la noche, nos vamos a comer pescado crudo al Don Zoko.

Después bebemos unas copas en el Café Central, mientras un gato egipcio toca el piano, bajo un foco amarillo.

Tomamos el bus. N1 dirección Colombia.

Y nos adentramos en La Reina de Cuba.

Allí los músicos tocan durante más de una hora.

El teclado, la percusión, la trompeta...

Cuando suena la trompeta, siento la música recorrer mi cuerpo desde la planta de los pies, hasta el eje de la cintura, y me sacude, me quiebra, me mata.

Ahora mismo, en realidad, estoy muerta.

Soy el espectro de la salsa.

El espíritu mismo, de la Reina de Cuba.

TODA LA SALA QUEDÓ SUMIDA EN UN PROFUNDO ÉXTASIS.

Mañana volvemos. Seguro.